La plaza o el patio

Aunque la vida

es bulliciosa,

también lo es musical.

Y en este sentido

antes que una casa

con una ventana

o un balcón

que dé a una plaza

de mucho bullicio ruidoso

prefiero una casa

que lo haga

a un patio interior

musicalmente silencioso.

¡Y quizás

esta preferencia personal

se deba

a que disfruto

más del silencio musical

de la soledad

que del ruido bullicioso

de la compañía!

¿Pero

para gustos,

los colores,

no?