Escritas para matar

Soy un niño

de 45 años

a punto de los 46

jugándome la triste vida

y arriesgándome a la dichosa muerte

con cada una

de mis palabras

de poeta maldito

escritas para matar

con la letra

que con sangre entra

a todos los seres malos

y a todas las cosas malas

que de pequeño

se me aparecían

en mis peores sueños

o pesadillas

y que de mayor

se me aparecen

en mis peores realidades

o experiencias.