Honoré de Balzac, la crisis y el corazón

El novelista francés,

y sobretodo conocidísimo

por su obra descomunal

como una galaxia

en el universo de la literatura

titulada “La comedia humana,

Honoré de Balzac

escribió lo siguiente:

“En las grandes crisis,

el corazón se rompe

o se curte”.

¡Y así suele ser

y diría que toda vida humana

atraviesa a lo largo y ancho de la misma

por alguna crisis

que le puede romper el corazón

como curtirlo!

¡Ahora bien,

en ocasiones,

el corazón se rompe de por vida

y es como si fuera en vida

un corazón sin vida

o como si fuera un corazón muerto

hasta la muerte!

¡Pero en lo que creo

que no anda acertado Balzac

es en poner esa disyuntiva

que produce la crisis,

es decir,

la disyuntiva de curtir el corazón

o romperlo!

Debido a que,

en mi humilde opinión,

casi siempre el corazón

se tiene primero que romper

para después curtirse.

¡En tanto que así

como uno se curte en mil batallas

el corazón se curte tras las rupturas

que padece!

¿Y ocurre lo mismo a la inversa?

Es decir,

si para curtirse

primero se tiene que romper el corazón,

¿para romperse primero se tiene que curtir?

¡Y no sé qué decir la verdad sea dicha

puesto que si contesto que sí

el curtimiento del corazón

y su ruptura

con como la pescadilla

que se muerde la cola

o como un círculo vicioso!

¡Y si contesto que no

la afirmación resultante es la dicha,

esto es,

para curtirse primeramente el corazón se tiene que romper,

pero para romperse primero no se tiene que curtir!

¡Pues esto es lo que hay!

¿Y usted qué opina?