Archivos Mensuales: noviembre 2012

Amor de hermanos

Hace tiempo yo estuve con mi hermana menor
enfadado y fue mutuo tal enfado y “honor”,
hoy en día no obstante ha cambiado el humor
entre los dos y queda un poquito de amor.

Porque tira la sangre y familia, el calor
entre hermanos es fuerte y el tener un horror
de amistad entre ella y mi yo fue un terror
que hoy en día ha pasado y que canto por mor.

Pues la quiero, mi hermana para mí es un valor
imperdible, aunque pase cualquier cosa mayor
yo la sigo queriendo como abeja a la flor.

Es verdad yo la amo y al pensar en el por
no sé bien por qué es, pero en mí, en mi interior
yo la adoro y espero sea mutuo el ardor.

El móvil

Yo que soy escritor y que cuento rimado
lo que ocurre en mi vida le diré y acertado
que no escribo con pluma pues escribo al teclado
mis poemas que son algo muy trabajado.

Pero quiero decirle ya que estoy ya sentado 
en mi silla escribiendo que de un tiempo a este lado
yo redacto en el móvil lo que tengo guardado
en mi ser y en mi alma y con mucho cuidado.

Y así debo decirle que en mi tiempo esperado
de dar versos me esmero en rimar lo pasado
en mi vida, mi vida es cantar en un prado.

Pero el móvil me ofrece un espacio impensado
do contar lo que tengo en mi mismo ocultado
y me alegro por ello porque estoy encantado.

Patriota y trabajador

Yo que fui de chaval un poquito burgués
no lo he sido más tarde, no lo he sido después
porque soy proletario nacional o al revés,
un patriota y obrero, esas son mis dos fes.

Hora bien si yo he estado de cabeza a los pies
en la lucha patriótica con poemas que ves,
tal currela no he estado en la lidia, los Ches
han llegado a mi vida con tardanza con tes.

Y es que obrero yo he sido al llegar mi adultez,
lo patriótico en cambio lo viví en la niñez
y ahora soy las dos cosas y así soy y así es.

Y no pienso cambiar pues no soy del marqués
ni del rey ni del resto ni me van los olés,
soy gudari de izquierdas, no preguntes porqués.

Riesgo de accidente

Yo no sé, buen lector, si sí o no le ha pasado
que el del coche de atrás al de usted le haya dado
y después del impacto el culpable lanzado
se haya dado a la fuga o bien se haya largado.

A mí sí y desde entonces más que miedo larvado
a los autos yo tengo un respeto al cuadrado
a llevarlos en marcha y es que voy con cuidado
cuando soy el piloto y está bien bien mirado.

Es por ello que hoy día que de curro he cambiado
por quererlo “mi” empresa y que tengo un puñado
de mil metros a hacer por delante he llorado.

Pues da pánico, amigo, conducir levantado
prontito de la cama y es verdad que he pensado
en no vuelva a pasarme un percance sonado.

Cualquier cosa

Cualquier cosa me vale para hacer poesía,
una vida, una muerte, una noche o un día,
una pena, una risa, el dolor, la alegría,
una madre, un buen padre, una abuela, una tía.

Cualquier cosa me vale para hacer poetría,
el verano, el invierno, un camino, un tranvía,
un solazo, una luna, una estrella en la Vía,
el país, una patria, el valor, la osadía.

Cualquier cosa me vale para hacer melodía
con palabras, el viento, una lluvia, la arpía,
el buenazo, la mala o la simple anarquía.

Cualquier cosa me vale para hacer sinfonía
con las voces, el bosque, una mar, una ría,
una flor, el aroma o la abeja que cría.

Vive

El amor a la vida no es tan solo un amor,
el vivir enamora mucho más que una flor,
cada cual a la suya ha en su vida a prior
y gozarla es un arte que aprendí a posterior.

La existencia de cada cual va en kit anterior,
existir es regalo y es regalo mayor,
existiendo soy yo y mi yo que es cantor
no desea otra cosa que vivir por un mor.

Pues no es solo vivir por un algo, el albor 
de la vida encandila, con vivir con un por
no se está satisfecho, es vivir el valor.

De vivir, pues la vida que también es morir
si se vive viviendo no es más bienvivir
y si acaba la mía sea solo un partir.

Mi yo como es

Yo que escucho y que hablo y escuchar no es oír,
y que hablar no es tampoco un decir por decir,
hablo menos que escucho, mas si puedo emitir
viene, claro, de dentro porque es como un salir.

Yo que escucho y que hablo en tal orden al ir
a parlar soy muy torpe, y por tal a escribir 
me dedico, la pluma me da como un venir
a sacar lo que tengo en mí mismo, es un ir…

A expresar escribiendo lo que suelo omitir
al parlar, pues soy tímido y es más fácil vivir
para mí redactando que llegando a parir.

Con la voz que es hablada cualquier cosa, inscribir 
me es más fácil, hablando con mi ser y existir
de esta forma, al teclado soy más yo, es un latir.

A base de ideas

Al hablar con quien limpia hoy el “sucio” lugar
de trabajo y tan solo por ganar un jornal
me decía que el mundo da vergüenza y va mal
porque al pobre no escuchan quienes suelen mandar.

Y añadía ya entrados a parlar sin parar
que un palito de escoba y un golpillo letal
en el coco al de arriba por hacerlo fatal
cambiaría las cosas, las podría arreglar.

Y he hecho bien escuchando lo debido escuchar,
pero al poco le he dicho con mi buena moral
que a la fuerza con fuerza no se debe ganar.

Que es mejor, aunque suene un poquito a ideal,
el entrar en la lucha y llegar a luchar
con la idea tan solo contra el mundo real.

El trabajo de escribir

Cualquier día es perfecto para hacer poesía,
pero hay días mejores y peores, el día
no se elige, uno bueno trae tras si le diría
muchos malos, no obstante, si se sigue hay tu tía.

Pues el darse a los versos es constancia y valía
ha de haber, el talento, mas quien sigue en la vía
de escribir poco a poco lo consigue, baldía
no hay jornada entretanto hay afán, ya sabría.

Es así y en mi vida de escritor bien cabría
lo ya dicho, yo he sido de escribir poetría
día a día y me he hecho yo un autor, no sabía.

Escribir como escribo y por ello confía,
trovador, si te inicias en tal arte en la guía
que te ofrezco, si bien ella no es solo mía.

Poeta, peón no

Dije ayer en mis versos que en el mundo llamado
laboral yo me veo triste cual mal pagado
y que en cambio de autor en mi mundo privado
yo me siento sin paga, mas feliz y alegrado.

Y es así y hoy le digo que en aquél bien mirado
el asunto yo curro pa vivir y he pensado
que en el otro yo vivo pa currar y le añado
que por ser un poeta hace tiempo que he optado.

Y aunque cuesta escribir sin jornal bien ganado
esa vida me encanta, yo me doy al rimado
por la dicha que encuentro y ya estoy decantado.

A entregar lo que queda de mi vida, un puñado
de años ya a la escritura porque nunca he encontrado
nada igual, nada otorga lo que a mí ella me ha dado.